Iluminador dorado en polvo, deja un acabado de piel de durazno, suave sin efecto polvoso, no destaca tus poros, se puede aplicar en todas las zonas altas de tu rostro, también pecho y hombros; además los puedes mezclar con crema corporal para darle un toque de luminosidad al cuerpo